Cupcakes pocoyizados y satisfacción infinita


¡Muy buenas tardes tengan ustedes! aquí estoy de vuelta, jeje, no creeríais que iba a ser tan fácil deshaceros de mí... y es que he estado un poco desaparecida estos días ¡pero porque he tenido un par de semanas de locos!! y lo que me queda... entre, bodas, comuniones y preparativos se me pasa el tiempo más rápido de lo que debería.

Encima resultó que la semana pasada tuve que atender un par de encargos de cupcakes ¡menos mal que tuvimos puente y pude dedicarle tiempo! eso sí, yo encantada, disfrutando como los niños chicos con mis pastelitos ¡mi vocación frustrada! me ha encantado tener "trabajo" que hacer ¡y más aún ver que al final han gustado mucho!

Pero bueno, no me enrollo más y paso a enseñaros, enchida de orgullo, mi primer pedido de cupcakes... ¡de Pocoyó!!


Y digo mi primer pedido porque ha sido la primera vez que los cupcakes no iban a ser para invitar a mi familia o amigos sino que me los encargaron para regalar a otra persona por su cumpleaños ¡madre mía, no me podía creer que confiaran en mí para eso! ¡si soy una principiante, menudo subidón! pero sí, me encargaron media docena de cupcakes para una chica que adora Pocoyó ¡¡muchísimas felicidades!!


Así que me puse manos a la obra... en un principio había pensado cubrir los cupcakes con fondant y hacer las decoraciones planas, de modo que en cada cupcake quedara la cara de cada uno de los personajes, pero de repente, en los días de vacaciones del puente, se me ocurrió ir más allá y modelar las figuritas en 3D...


Fue extralimitarme, la verdad, no me habían pedido tanto, y el trabajo no hay quien lo pague, vamos, tendría que haber cobrado un dineral por los cupcakes para que me salieran rentables las horas que les dediqué ¡pero es que los hice por puro gusto! fue un reto personal, quería ver si era capaz de hacerlos ¡y me lo pasé bomba modelando los personajes!


Así que, aunque después decidiera que no voy a volver a hacer algo así, a no ser que sea para una tarta más grandota, lo cierto es que mereció la pena, y que la satisfacción que sentí cuando ví todos los personajes juntitos ¡no tiene precio!


El sabor de los cupcakes lo dejaron a mi elección, así que decidí hacerlos de dulce de leche, que tenía muchas ganas de probar.
La receta del bizcocho la saqué, como todas últimamente, del blog de Alma. Hice para 6 cupcakes, aunque apuré un poco para que me saliera un 7º cupcake, aunque fuera pequeñito, y poder probarlo antes de entregarlos, que al ser una receta nueva no me fiaba... pero son un acierto ¡están buenísimos!


Para el buttercream improvisé un poco, porque Alma hizo los suyos con merengue suizo, pero yo no he hecho nunca merengue y me pareció tentar demasiado a la suerte... así que hice un buttercream normalito y le añadí unas buenas cucharadas de dulce de leche. Quedó muy rico ¡aunque quizá demasiado dulce! me lo he apuntado y para la próxima le echaré menos azúcar... (os dejo abajo la receta ya corregida)


Os dejo ya con lo interesante, pero no podía irme sin dar infinitas gracias a Raquel por confiar en mi para esta ocasión ¡y a Jose por ser mi mejor publicista!


¡Felicidades de nuevo Isa!!


La receta es para 6 cupcakes grandes, si queréis hacer más sólo tenéis que multiplicar.

PARA EL BIZCOCHO:

- 60 g de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
- 110 g de azúcar blanco
- 1 huevo talla M
- 135 g de harina
- 3/4 cucharadita de levadura Royal
- 60 ml de leche semidesnatada
- 1/2 cucharadita de extracto de vainilla
- 2 cucharadas de dulce de leche
- Más dulce de leche para el relleno

- Precalentamos el horno a 180º.
- Batimos la mantequilla con el azúcar unos minutos (¡tened paciencia!) hasta que se integren bien y la mezcla se aclare.
- Añadimos el huevo batiendo hasta que se incorpore.
- Añadimos la mitad de la harina, tamizándola junto con la levadura, y batimos a velocidad baja hasta que se incorpore.
- Añadimos la leche, mezclada con el extracto de vainilla, y volvemos a batir.
- Añadimos la otra mitad de la harina y batimos a velocidad baja (la harina se bate siempre a velocidad baja y así el bizcocho sale más jugoso) hasta que la mezcla sea homogénea.
- Incorporamos el dulce de leche y mezclamos bien, batiendo durante el menor tiempo posible para que no se nos apelmace la mezcla con la harina.
- Preparamos la bandeja para cupcakes con 6 cápsulas de papel y repartimos la mezcla en las cápsulas, sin llenarlas más de 2/3.
- Horneamos 25 minutos o hasta que un palillo salga limpio.
- Dejamos enfriar sobre una rejilla ¡no los dejéis dentro de la bandeja para que no cojan humedad!

- Una vez que estén fríos les quitamos un trocitoo con un descorazonador de manzanas (o con un cuchillo y mucho cuidado), los rellenamos con dulce de leche y volvemos a tapar el agujero con el trocito de bizcocho que habíamos quitado.


PARA EL BUTTERCREAM:

- 110 g de mantequilla sin sal a temperatura ambiente (¡muy importante que no sea margarina!!)
- 110 g de icing sugar (también se puede con azúcar glas pero si podéis conseguir icing sugar queda mejor)
- 1 cucharada de leche semidesnatada
- 3 cucharadas de dulce de leche
- Fondant para la decoración (o sugarpaste, o como lo queráis llamar; el de funcakes está muy rico)
- Tintes comestibles en pasta

- Tamizamos el icing sugar y lo colocamos en un bol junto con la mantequilla y la leche.
- Para el buttercream lo mejor es utilizar batidora de varillas ¡pero de varillas rígidas! los accesorios de varillas que suelen venir con las batidoras con flexibles y esos no van bien... si podéis, agenciaros una batidora de este tipo.
- Antes de empezar a batir os recomiendo cubrir parcialmente el bol para no crear una nube de azúcar en suspensión en vuestra cocina...
- Comenzamos a batir primero a velocidad baja un minuto. A continuación batimos al menos 4 minutos más a velocidad alta hasta que la mezcla esté plenamente integrada.
- Agregar el dulce de leche y seguir batiendo hasta que esté bien integrado.
- Una vez que los bizcochos estén fríos los decoramos usando la manga pastelera con una boquila de estrella.

- Los muñecos de decoración están modelados con fondant. Yo los hice el día antes para asegurarme que cuando los pusiera sobre los cupcakes ya estuvieran un poco más duros y poder manejarlos con menos miedo.
- En cuanto a los tintes, con tener unos cuantos colores básicos basta para empezar, luego se pueden conseguir diferentes tonalidades mezclando unos con otros ¡es como jugar con plastilina!! ;-)

Espero que os hayan gustado, y yo me despido como siempre ¡quiero ver fotos si os decidís a probar la receta!
Leer más

¡Muy buenas tardes tengan ustedes! aquí estoy de vuelta, jeje, no creeríais que iba a ser tan fácil deshaceros de mí... y es que he estado un poco desaparecida estos días ¡pero porque he tenido un par de semanas de locos!! y lo que me queda... entre, bodas, comuniones y preparativos se me pasa el tiempo más rápido de lo que debería.

Encima resultó que la semana pasada tuve que atender un par de encargos de cupcakes ¡menos mal que tuvimos puente y pude dedicarle tiempo! eso sí, yo encantada, disfrutando como los niños chicos con mis pastelitos ¡mi vocación frustrada! me ha encantado tener "trabajo" que hacer ¡y más aún ver que al final han gustado mucho!

Pero bueno, no me enrollo más y paso a enseñaros, enchida de orgullo, mi primer pedido de cupcakes... ¡de Pocoyó!!


Y digo mi primer pedido porque ha sido la primera vez que los cupcakes no iban a ser para invitar a mi familia o amigos sino que me los encargaron para regalar a otra persona por su cumpleaños ¡madre mía, no me podía creer que confiaran en mí para eso! ¡si soy una principiante, menudo subidón! pero sí, me encargaron media docena de cupcakes para una chica que adora Pocoyó ¡¡muchísimas felicidades!!


Así que me puse manos a la obra... en un principio había pensado cubrir los cupcakes con fondant y hacer las decoraciones planas, de modo que en cada cupcake quedara la cara de cada uno de los personajes, pero de repente, en los días de vacaciones del puente, se me ocurrió ir más allá y modelar las figuritas en 3D...


Fue extralimitarme, la verdad, no me habían pedido tanto, y el trabajo no hay quien lo pague, vamos, tendría que haber cobrado un dineral por los cupcakes para que me salieran rentables las horas que les dediqué ¡pero es que los hice por puro gusto! fue un reto personal, quería ver si era capaz de hacerlos ¡y me lo pasé bomba modelando los personajes!


Así que, aunque después decidiera que no voy a volver a hacer algo así, a no ser que sea para una tarta más grandota, lo cierto es que mereció la pena, y que la satisfacción que sentí cuando ví todos los personajes juntitos ¡no tiene precio!


El sabor de los cupcakes lo dejaron a mi elección, así que decidí hacerlos de dulce de leche, que tenía muchas ganas de probar.
La receta del bizcocho la saqué, como todas últimamente, del blog de Alma. Hice para 6 cupcakes, aunque apuré un poco para que me saliera un 7º cupcake, aunque fuera pequeñito, y poder probarlo antes de entregarlos, que al ser una receta nueva no me fiaba... pero son un acierto ¡están buenísimos!


Para el buttercream improvisé un poco, porque Alma hizo los suyos con merengue suizo, pero yo no he hecho nunca merengue y me pareció tentar demasiado a la suerte... así que hice un buttercream normalito y le añadí unas buenas cucharadas de dulce de leche. Quedó muy rico ¡aunque quizá demasiado dulce! me lo he apuntado y para la próxima le echaré menos azúcar... (os dejo abajo la receta ya corregida)


Os dejo ya con lo interesante, pero no podía irme sin dar infinitas gracias a Raquel por confiar en mi para esta ocasión ¡y a Jose por ser mi mejor publicista!


¡Felicidades de nuevo Isa!!


La receta es para 6 cupcakes grandes, si queréis hacer más sólo tenéis que multiplicar.

PARA EL BIZCOCHO:

- 60 g de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
- 110 g de azúcar blanco
- 1 huevo talla M
- 135 g de harina
- 3/4 cucharadita de levadura Royal
- 60 ml de leche semidesnatada
- 1/2 cucharadita de extracto de vainilla
- 2 cucharadas de dulce de leche
- Más dulce de leche para el relleno

- Precalentamos el horno a 180º.
- Batimos la mantequilla con el azúcar unos minutos (¡tened paciencia!) hasta que se integren bien y la mezcla se aclare.
- Añadimos el huevo batiendo hasta que se incorpore.
- Añadimos la mitad de la harina, tamizándola junto con la levadura, y batimos a velocidad baja hasta que se incorpore.
- Añadimos la leche, mezclada con el extracto de vainilla, y volvemos a batir.
- Añadimos la otra mitad de la harina y batimos a velocidad baja (la harina se bate siempre a velocidad baja y así el bizcocho sale más jugoso) hasta que la mezcla sea homogénea.
- Incorporamos el dulce de leche y mezclamos bien, batiendo durante el menor tiempo posible para que no se nos apelmace la mezcla con la harina.
- Preparamos la bandeja para cupcakes con 6 cápsulas de papel y repartimos la mezcla en las cápsulas, sin llenarlas más de 2/3.
- Horneamos 25 minutos o hasta que un palillo salga limpio.
- Dejamos enfriar sobre una rejilla ¡no los dejéis dentro de la bandeja para que no cojan humedad!

- Una vez que estén fríos les quitamos un trocitoo con un descorazonador de manzanas (o con un cuchillo y mucho cuidado), los rellenamos con dulce de leche y volvemos a tapar el agujero con el trocito de bizcocho que habíamos quitado.


PARA EL BUTTERCREAM:

- 110 g de mantequilla sin sal a temperatura ambiente (¡muy importante que no sea margarina!!)
- 110 g de icing sugar (también se puede con azúcar glas pero si podéis conseguir icing sugar queda mejor)
- 1 cucharada de leche semidesnatada
- 3 cucharadas de dulce de leche
- Fondant para la decoración (o sugarpaste, o como lo queráis llamar; el de funcakes está muy rico)
- Tintes comestibles en pasta

- Tamizamos el icing sugar y lo colocamos en un bol junto con la mantequilla y la leche.
- Para el buttercream lo mejor es utilizar batidora de varillas ¡pero de varillas rígidas! los accesorios de varillas que suelen venir con las batidoras con flexibles y esos no van bien... si podéis, agenciaros una batidora de este tipo.
- Antes de empezar a batir os recomiendo cubrir parcialmente el bol para no crear una nube de azúcar en suspensión en vuestra cocina...
- Comenzamos a batir primero a velocidad baja un minuto. A continuación batimos al menos 4 minutos más a velocidad alta hasta que la mezcla esté plenamente integrada.
- Agregar el dulce de leche y seguir batiendo hasta que esté bien integrado.
- Una vez que los bizcochos estén fríos los decoramos usando la manga pastelera con una boquila de estrella.

- Los muñecos de decoración están modelados con fondant. Yo los hice el día antes para asegurarme que cuando los pusiera sobre los cupcakes ya estuvieran un poco más duros y poder manejarlos con menos miedo.
- En cuanto a los tintes, con tener unos cuantos colores básicos basta para empezar, luego se pueden conseguir diferentes tonalidades mezclando unos con otros ¡es como jugar con plastilina!! ;-)

Espero que os hayan gustado, y yo me despido como siempre ¡quiero ver fotos si os decidís a probar la receta!

16 comentarios:

  1. Menudos cupcakes!! super originales, la mayoria (por no decir todos) son con las figuras planas, chica, vales pa' tó jajajaja ainssss y una pinta estupenda!! Un besazo

    ResponderEliminar
  2. Seguro que estaban riquísimos, tienen una pinta... estupenda!

    ResponderEliminar
  3. Que originales,eres una artista.
    Bss

    ResponderEliminar
  4. Bueno veo que al menos has sido buena y después de abrirnos el apetito con tus maravillos dulces, nos enseñas a hacerlos... yo casi pico y le hinco el diente a la pantalla jjiji esq encima los pones en grande!!! jajaja
    MAravillosos y felicidades por tu encargo..q me da q no será el ultimo...

    ResponderEliminar
  5. estás hecha toda una artistaza, no hay nada que se te resista a hacer con las manos!!!menudo trabajo te costaría hacerlo,se ve que lo has hecho con mucho cariño pues te han salido perfectos!
    besitos y ahora a descansar

    ResponderEliminar
  6. Hola Ana hoy soy yo el que se cuela en tu blog y te trae un regalito :-)
    Te lo he dejado en mi blog. Pásate a recogerlo
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. ¡Muchísimas gracias chicos! ¡Estoy contentísima con mi logro y mucho más después de ver que gusta! Ains, le subís la moral a cualquiera ¡Un besoteeeeee!!!!

    ResponderEliminar
  8. Enhorabuena guapa!!!Me encantan, son geniales y has hechos un trabajo estupendo, y de principiante nada, que los haces perfectos, y vas a tener muchos más encargos ya verás guapa!! Enhorabuena!! Un besinnnn.

    ResponderEliminar
  9. Espectaculares!!! menudo trabao de modelación, me gustan mucho. Besos.

    ResponderEliminar
  10. Wow!, pero que trabajaso, te quedaron increíbles, ^_^ muchas felicidades.

    ResponderEliminar
  11. Qué contenta estoy chicas ¡gracias, gracias, gracias!!

    ResponderEliminar
  12. Ya decía yo ¿en que andará esta Ana, que no se la oye...?

    ¡¡¡Enhorabuena, artista!!!

    ResponderEliminar
  13. Jajajaja ¡la próxima entrada te va a gustar!!

    ResponderEliminar
  14. Ohh que bonitos son!

    Imagino el esfuerzo que te habrán supuesto, para mi ya es complicado que no se me pegue un bizcocho asi que ver esto me deja con la boca abierta jajajja

    Por cierto, podrías darme un presupuesto? jeje mi enano quiere una fiesta de jirafas... jjajaa

    Un besito

    http://menos1000ymas30.blogspot.com.es/
    mimigm02@hotmail.com

    ResponderEliminar
  15. Que bonitos!!! q pasada!!!
    Te sigo ;)

    dejo mi blog por si quieres pasarte!

    pompitasjabonosas.blogspot.com.es

    ResponderEliminar